Enlaces de afiliados y referidos: ¿Qué son? ¿Merecen la pena?

Los enlaces de afiliados y referidos básicamente son unos enlaces personalizados que nos proporciona un proveedor del cual podemos llevarnos una comisión cada vez que alguien visite ese enlace personalizado o realice alguna compra.

Estos enlaces no incrementa el precio para el comprador, pero sí que ayuda a la persona que ha compartido un artículo con una pequeña comisión que pagará el proveedor. Pero insisto, no incrementa el precio para la persona que realiza una compra, es más ni lo notará.

Gracias a la afiliación han nacido nuevos modelos de negocios. Desde cuentas en Telegram que han migrado a espacios webs hasta personas que han encontrado unos ingresos para compaginarlo con su trabajo actual o incluso para reinvertirlo en sus propios proyectos.

Los enlaces afiliados son una manera inteligente de darse a conocer

Amazon quizás sea el más conocido en la afiliación y referidos, lo hace realmente sencillo y suele pagar muy puntual. Además de ofrecer unos precios muy agresivos que hacen que las ventas prácticamente se realicen solas. Gran parte de su éxito se debe a su programa de afiliados. El volumen de tráfico que tiene actualmente Amazon es tal que le permite bajar las comisiones a sus usuarios sin que estos dejen de promocionar sus artículos.

En el caso de una pequeña empresa o servicio que acaba de comenzar, la afiliación de usuarios es una gran herramienta para darse a conocer sin prácticamente hacer ningún tipo de inversión. No todas las webs que visites tendrán un apartado de afiliación, pero si te diriges al pie de página podrás salir de dudas. En el caso de PLUX sí que ofrece uno, del cual ya he obtenido unos 30 dólares de beneficio.

Los enlaces de afiliados tiene o debería tener un carácter de “evangelización”. Es decir, compras un producto, te gusta, lo comentas con tus amigos o audiencia y la empresa te lo agradece con unos incentivos. Se trata de una simbiosis entre ambas partes, pero sólo deberías compartirlo si a ti realmente te ha parecido bien el producto y si lo has probado1, mucho mejor.

Problemas y peligros con la afiliación

Aquí viene el verdadero peligro. El colocar un enlace de referidos ¿Significa que realmente lo recomienda o sólo busca el beneficio? Ahí está el dilema, colocar un enlace de afiliado puede dar apariencia de que sólo lo “promocionas” porque te llevas una comisión (aunque no sea así). A las personas no les gusta que generes unos ingresos gracias a otros, en este caso, alguien que ha comprado con tu código personalizado. De ahí que existan cortadores de direcciones (por ejemplo: http://bit.ly/2uzMd9c).

Así que aquí viene el dilema, si compro un producto, me lo ceden, regalan o pagan por hacer un post, podcast o vídeo ¿Debo poner el enlace de afiliado? Esto ya es algo muy personal. Lo mejor es ganarse una reputación y confianza con tu trabajo y sobre todo ser muy claro con este tipo de enlaces. Si esta es positiva, entonces no deberías tener reparo. Por supuesto, hablo desde mi opinión personal y experiencia.

Yo llevo probando y recomendando productos desde hace un tiempo, pero sólo recomiendo los que yo me compraría. Normalmente, cuando recibo a algún patrocinador en el podcast, pruebo el producto una o dos semanas, si me convence entonces sí que doy mi recomendación personal. Si no es así, hago una promoción sobre lo que el cliente quiere y listo.

Diferentes tipos de beneficios

Generalmente los afiliados se convierten en dinero líquido, aunque también tenemos la opción de optar por cupones descuentos para comprar en una tienda (generalmente en la que te ofrece la afiliación) u otras relacionadas. Si optamos por la de recibir una transferencia bancaria o cheque, debemos saber que ese dinero tenemos que declararlo. Si no lo hacemos corremos el peligro de que Hacienda nos llame para justificar esas ganancias.

Porque sí, se puede llegar a ganar mucho dinero con la afiliación. Pero todo ese dinero hay que justificarlo. No hace mucho tiempo Hacienda comenzó a enviar unas cartas ordinarias a personas que habían recibido algún tipo de beneficio por hacer uso de los enlaces de afiliados (Amazon, Google Adsense, eBay…) Estás cartas eran informativas, pero por supuesto, ya te ponen en prevenga.

Lo ideal (si son pocas ganancias las que obtenéis) es que optéis por tarjetas regalo para canjearlas en las tiendas que habéis hecho uso de estos referidos para comprar o regalar algo. También hay que decir que no se cobra todo lo que se genera, normalmente hay un mínimo para comenzar a cobrar y tampoco es inmediato. La media de pago puede ascender a los 60 o 90 días.

Yo por mi parte, a partir de ahora, si puedo obtener algún beneficio por un referido o afiliado, lo haré 🙂 ¿Tú que opinas al respecto?

  1. En ciertas ocasiones podemos encontrar ofertas muy buenas (tipo chollos) en el que el precio merece realmente la pena, aunque no lo hayamos probado personalmente.

Anterior

Podemos vivir sin muchas cosas, pero no sin música

La ciudad puede ser tu oficina. El iPad la herramienta de trabajo

Siguiente

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies